Grupo Volvo y Grupo de Operaciones de Camiones (GTO) dieron a conocer que invertirán 26 millones de dólares en la planta de ensamble de Mack, ubicada en Macungie, Pennsylvania, Estados Unidos.

Dicha inversión servirá para mejorar la eficiencia de la planta e incrementar el nivel de excelencia en la entrega de unidades Mack. Se pondrá especial énfasis en la reorganización de sub-ensambles y en el manejo de materiales para apoyar las principales líneas de armado de vehículos. De igual forma, se implementarán nuevos procesos, se instalará equipo para optimizar la inspección post-producción y realizar pruebas en los vehículos completados.

Destaca también la adquisición de dos nuevos dinamómetros con tecnología de última generación, los cuales  permiten que una vez terminados los  camiones puedan correr sobre rodillos estacionarios para  realizar mejores pruebas a una amplia variedad de sistemas de motor.

Al respecto, Roger Johnston, Vicepresidente y Gerente General de Group Trucks Operation comentó: “Nuestra fuerza de trabajo está altamente comprometida a  utilizar estas mejoras para dar otro gran paso en nuestro camino hacia una fabricación a nivel de clase mundial en Macungie.”

Por su parte, Stephen Roy, Presidente de Mack Trucks North American Sales y Marketing, señaló que con esta inversión demuestran que Mack Trucks está preparado para crecer el negocio.