Más de dos décadas de pertenecer a la familia Daimler respaldan la experiencia de Claudio de la Peña en la industria automotriz, la cual se ha enriquecido con su paso por diferentes áreas de la compañía, dejándole como saldo la firme convicción de que la voz del cliente es determinante para establecer las estrategias que debe poner en práctica para cumplir sus requerimientos y mantener el liderazgo que Freightliner ha alcanzado en los últimos años.

El directivo comenzó su trayectoria en la empresa dentro del departamento financiero, donde tuvo a su cargo el control de la gestión de las diferentes unidades de negocio que conforman al grupo. Más adelante, encaminó sus pasos hacia el desarrollo de producto, hasta que su carrera dio un nuevo giro para incursionar en el área comercial, en la que fue parte activa del lanzamiento del Cascadia Clásico, del primer FL 360 y de comandar los buenos resultados conquistados por la compañía en la zona metropolitana y el sureste del país, regiones responsables de facturar el 40% de los ingresos de la marca.

Este 2019 le ha traído la posibilidad de emprender un nuevo comienzo, que como hace cinco años, coincide con la llegada al mercado del que promete convertirse en referente de eficiencia, tecnología  y rentabilidad: el Nuevo Cascadia, cuyo posicionamiento recae directamente en el equipo de Ventas y Mercadotecnia liderado por él.

Explicó que el principal objetivo que le ha sido encomendado en su gestión es el de seguir impulsando el posicionamiento de la marca en México, el cual debe cimentarse en acciones con enfoque en el cliente.

Destacó la relevancia del acompañamiento para estar pendiente de las necesidades de cada transportista y ofrecerle la solución óptima de acuerdo con su tamaño y tipo de operación, asesoría para recomendarle el producto ideal, seguimiento a lo largo de la vida útil del vehículo, diseñar la configuración óptima para sacar el mayor provecho de la unidad,  brindar capacitación, apoyo financiero; en pocas palabras, confeccionar trajes a la medida.

Ligado a este primer objetivo, destaca el de ofrecer soluciones integrales de movilidad para atender los diferentes requerimientos del mercado y atacar cada uno de los ángulos que los transportistas consideran al momento de tomar una decisión de compra.

En complemento a los dos aspectos anteriores, el directivo identificó un punto clave dentro de su gestión, el de mantener una estrecha relación con sus socios comerciales, representados en primer término por su Red de Distribuidores, a quienes definió como su brazo de poder. Detalló que ellos son el contacto directo con los clientes, los responsables de implementar los programas comerciales, de poner los vehículos a punto, de ofrecer el seguimiento a las flotas y brindarles el soporte postventa que requieren para tener unidades más tiempo en el camino.

Al respecto, comentó que como parte de su agenda, la comunicación diaria con sus distribuidores es una de sus prioridades.

Dos décadas de experiencia en Daimler le han brindado la sensibilidad para entender al mercado y conocer de primera mano los requerimientos y particularidades de las diferentes zonas del país. Para mantener esta cercanía, el directivo realizará una serie de visitas con los clientes más representativos de cada región. Lo importante, dijo, es conocerlos, escucharlos y que sepan que Freightliner está listo para ofrecer las soluciones que les permitirán incrementar su eficiencia, rentabilidad y compromiso con el ambiente.

Una oportunidad en cada desafío

Al hablar de los principales retos que enfrenta el autotransporte señaló que, más que obstáculos, hay que verlos como un conjunto de oportunidades. Destacó en primer lugar el cambio de emisiones, proceso en el que será necesario acompañar al cliente para favorecer una transición amigable en la que se entienda el verdadero sentido de estas modificaciones, es decir, promover el beneficio del planeta y de todos los que lo habitamos.

“Solo así podremos explicarles bien de qué va este tema, evitar desinformación y proveer las soluciones adecuadas para cada necesidad en línea con las nuevas regulaciones”, enfatizó.

Otro de los desafíos identificados por el directivo es el déficit de operadores, problemática en la que Freightliner ha puesto todo su empeño para buscar una solución. En varias oportunidades, explicó, la armadora ha hecho entrega de simuladores y unidades para promover la preparación de aquellos jóvenes que aspiran a ponerse detrás del volante de los vehículos pesados.

Además, compartió que en lo que va del año, la compañía ha capacitado a alrededor de 500 conductores y 500 técnicos a través de su iniciativa Sigue tu Poder con Freightliner. Como parte de esta gira, los participantes reciben recomendaciones de operación, tips de salud, claves para velar por su seguridad, así como una explicación a detalle de las unidades, componentes y soluciones de la armadora.

 Posicionamiento sólido

Claudio de la Peña señaló que aunque el futuro luce retador, la armadora cuenta con una amplia gama de productos de la Clase 4 a la 8, enfocada en incrementar la rentabilidad de los transportistas nacionales. Si bien los años anteriores sirvieron para impulsar el liderazgo de la marca, su gestión debe concentrarse en hacer valer esa premisa mediante soluciones integrales de movilidad.

Adicional al abanico de unidades que despliega en el mercado nacional, detalló, la armadora busca posicionarse como la marca que ofrece el mejor Costo Real de Operación, entre las herramientas que cuenta para lograrlo destaca la versión 2.0 de Enlace Freightliner, la cual está incluida de línea en el Nuevo Cascadia y representa la puerta de entrada a un círculo de tecnología, conectividad y soporte para los clientes.

Añadió que la información arrojada por esta solución de telemática es registrada y analizada a través de las Estaciones de Conectividad Aplicada en Soluciones (ECAS), área ubicada al interior de los distribuidores en las que son monitoreados los camiones de sus clientes, lo que facilita la toma de decisiones para agregar valor a su operación y propiciar una mejor gestión de flota. 

El directivo destacó también el paquete de soluciones de seguridad incluido en la configuración del Nuevo Cascadia, el cual está enfocado en velar por la integridad del conductor, del propio vehículo y de la carga transportada.

Resaltó el respaldo de Daimler Financial Services, institución que apoya a los transportistas no solo en la compra de unidades, sino en la adquisición de seguros, equipo aliado y en la posibilidad de tomar sus vehículos seminuevos a la hora de renovar su flota.

Agregó que el mercado cada vez exige soluciones más especializadas y a corto plazo, por lo que el trabajo de la familia Daimler, señaló, está enfocado en dar respuesta a esta demanda y reforzar así el posicionamiento conquistado por la compañía.

Sobre 

Comunicóloga especializada en redacción y publicidad para medios impresos con Máster en Comunicación y Periodismo. Reportera en la revista Transportes y Turismo.