La SEDATU, SEGOB y SEMARNAT, así como representación de los 32 Congresos locales, celebraron la última de siete mesas de trabajo regionales que se llevaron a cabo como parte del Proceso Nacional de Armonización Normativa en materia de movilidad.

Mariana Orozco, Directora de Vinculación Metropolitana de la Secretaría de Desarrollo Territorial, explicó que se busca que la movilidad deje de entenderse como un fenómeno exclusivo del transporte público y del transporte en automóvil; “lo que queremos es posicionarla como un eje fundamental en las políticas de desarrollo territorial”.

La SEDATU explicó en un comunicado que, en respeto a las atribuciones de cada orden de Gobierno, se emitirán recomendaciones con una perspectiva transversal de Derechos Humanos, seguridad vial y cambio climático, en forma de un Marco Normativo Modelo, que los Congresos estatales podrán adaptar a sus necesidades locales y adoptar mediante su proceso legislativo.

“En el mes de octubre, estaríamos presentando las conclusiones del Marco Normativo Modelo y SEGOB pretende que al menos 10 Congresos puedan impulsar la actualización de sus leyes o la promulgación de sus nuevas leyes de movilidad, en una especie de agendas homologadas”, agregó.

Los ejercicios se realizan con el apoyo de la Cooperación Alemana al Desarrollo Sustentable (GIZ), así como de la convocatoria y participación de diversos Congresos estatales, los cuales se han sumado de manera activa al proceso. En ellos se identificaron las necesidades de la movilidad y las acciones necesarias en las diversas regiones del país.

Cabe mencionar que proceso legislativo continuo busca elaborar un mapa normativo en el que se identifiquen las mejores propuestas para afrontar el problema público de la movilidad urbana y metropolitana, bajo, al menos, los siguientes elementos:

  1. Elaboración del diagnóstico normativo nacional en la materia.
  2. Identificación de buenas y malas prácticas normativas nacionales e internacionales.
  3. Vinculación de la estrategia de armonización entre las Leyes Generales que abordan el fenómeno de la movilidad, tales como la Ley General de Asentamientos Humanos, Ordenamiento Territorial y Desarrollo Urbano, la Ley General de Cambio Climático; así como la iniciativa para una Ley General de Seguridad Vial, la iniciativa por el reconocimiento del derecho humano a la movilidad y demás instrumentos normativos vinculados con la movilidad y el transporte urbano y metropolitano.

La SEDATU informó que este proceso contó con un amplio interés y participación de más de 300 representantes de los Congresos locales, del Congreso de la Unión, de los tres órdenes de Gobierno; organizaciones de la sociedad civil y especialistas de manera presencial y cien más que enviaron sus participaciones vía internet.

La iniciativa se realizó bajo el modelo de parlamento abierto, que busca la interacción para el diseño participativo de marcos normativos. La colaboración forma parte central y va más allá de escuchar a los ciudadanos y actores públicos en foros, audiencias o mesas; implica un proceso de cocreación.