Sus 39 años de historia en Kenworth Mexicana han estado acompañados por una serie de premios para reconocer su labor, los cuales, lejos de hacerlo perder el piso, lo comprometen a confirmar que, en efecto, le han sido entregados al mejor. Así es Roque Quiroz, en quien sus compañeros y colaboradores reconocen un ejemplo de disciplina y trabajo, cualidades que lo han llevado a conquistar sus metas.

Corría el año de 1980 cuando el empresario inició su trayectoria en la concesionaria Kenworth de Chihuahua, en entrevista para TyT, narró que en su primera etapa en la compañía se desempeñó como asistente de vendedor. “Trabajaba como comisionista, me pagaban comisiones por lo que vendía”, comentó.

Como las computadoras aún no eran una herramienta de apoyo en la labor comercial, Roque ilustraba en cartulinas los costos de operación y hacía los cálculos necesarios para demostrar a sus clientes la conveniencia de adquirir un vehículo de la armadora de Mexicali, que en aquel entonces las unidades estaban a 17 meses de entrega después de fincar el pedido.

Relató que la empatía con los transportistas fue producto de su experiencia como hombre-camión, pues a la par de este trabajo de vendedor era permisionario con dos unidades en una empresa de transporte de carga, las cuales le sirvieron para conocer y familiarizarse con el negocio  de los transportistas de carga de servicio público federal que desde aquel entonces eran sus potenciales clientes.

Luego del buen trabajo realizado, en 1984, le ofrecieron la titularidad como vendedor en la concesionaria de Chihuahua para continuar su desarrollo en el área comercial.

Años más tarde, en 1987, ya casado, con muchos sueños  y el ímpetu de seguir conquistando sus metas, supo que requería seguir creciendo profesionalmente, por lo que pidió mayores responsabilidades en la concesionaria y en ese periodo de espera formó su propia compañía dedicada a la distribución de herramientas automotrices, la cual, de acuerdo con su testimonio, más que para ganar dinero, le sirvió para aprender todo el proceso de administración de una empresa, experiencia que le sirvió para que en el mismo 1987 le llamaran de Kenworth para proponerle la Dirección General de la concesionaria Kenworth de la Laguna.

Con el apoyo de su familia y la convicción de seguir ganando un lugar en esta industria, aceptó la nueva responsabilidad y cambió su residencia de Chihuahua a Torreón.

En 1992, por sus resultados demostrados en la concesionaria de Kenworth de la Laguna, la marca le confía también el mando en la Dirección General de la concesionaria Kenworth de Chihuahua.

A lo largo de este camino, Roque Quiroz identifica la disciplina, el trabajo y la pasión a hacer bien las cosas como las claves para conseguir las metas que se ha fijado. “Cuando trabajas 15 horas diarias, enamorado de tu labor, con la convicción de hacer las cosas bien y no fallarle a nadie, es posible obtener el resultado que esperas”, enfatizó.

Roque Quiroz también incursionó desde 1999 en una compañía de software, la cual desde 2005 está dedicada al licenciamiento del ERP (Sistema de Planificación de Recursos Empresariales, por sus siglas en inglés) denominado SITIC para empresas comerciales y de servicio. Explicó que ayudar a fundar esta compañía ha representado para él todo un doctorado en conocimientos en la logística de los procesos y en la administración en el ramo comercial y de servicios.

Apuesta por la institucionalización

Roque Quiroz compartió que, desde hace 10 años, está enfocado en la institucionalización de las empresas en las que participa a través de Consejos de Administración para fortalecer el servicio al cliente, el desarrollo del personal empleado y el de la propia organización. Las empresas ahora son dirigidas por profesionales con años de entrenamiento y experiencia.

Actualmente Roque Quiroz es Presidente del Consejo de estas empresas y es consejero independiente de otras concesionarias y compañías.

De acuerdo con su testimonio, una de las principales enseñanzas que ha compartido es la de respetar las empresas, ser muy cumplidos con clientes, proveedores y empleados y ser muy disciplinados con las finanzas y ahorrar. Explicó que todo esto es necesario para seguir mejorando y mantener un nivel de excelencia.

Su mayor legado, dijo, es el demostrar que a través del esfuerzo y dedicación es posible cumplir sus metas.

El saldo de cuatro décadas de trabajo

A lo largo de estos prácticamente 40 años, Roque Quiroz ha conducido por buen rumbo el destino de Kenworth de la Laguna y Kenworth de Chihuahua, con agencias y tiendas de partes en Ciudad Juárez, Chihuahua, Cuauhtémoc, Delicias, Parral, Gómez Palacio, Torreón y Durango. 

Roque Quiroz comenzó su historia en Kenworth en 1980, en 2020 celebrará 40 años de trayectoria en Kenworth Mexicana.

Sobre 

Comunicóloga especializada en redacción y publicidad para medios impresos con Máster en Comunicación y Periodismo. Reportera en la revista Transportes y Turismo.