Volvo Trucks entregó a clientes sus primeros vehículos FL Electric. Se trata de un vehículo recolector de basura para la empresa de residuos y reciclaje Renova, y uno para distribución para la empresa de logística DB Schenker y su socio transportista TGM, que opera en Suecia.

 

“Nuestra estrecha colaboración con los conductores y los clientes nos ha permitido desarrollar, en un corto lapso, soluciones de transporte electrificadas que cumplen con los altos requisitos en términos de rendimiento, distancias de conducción, manejo de carga y uso del vehículo”, señaló Roger Alm, Presidente de Volvo Trucks, citado en un comunicado.

 

Los camiones eléctricos Volvo FL forman parte de una preserie desarrollada en colaboración con clientes seleccionados. La producción en serie del Volvo FL Electric y su hermano, el Volvo FE Electric, comenzará con un número limitado de camiones para los mercados europeos en el segundo semestre de este año.

La ausencia de ruido del motor y de emisiones de escape contribuyen a mejorar las condiciones de trabajo de los conductores y a un entorno urbano más tranquilo y limpio.

Los conductores que operarán los camiones eléctricos han tenido la oportunidad de realizar una prueba de manejo antes de la entrega, como parte de la capacitación del operador.

 

“Los conductores quedaron particularmente impresionados con la transmisión, que ofrece una aceleración rápida y perfecta y un bajo nivel de ruido”, expresó Alm.

“Continuaremos desarrollando nuestra oferta electrificada. Al mismo tiempo, estamos reduciendo constantemente el impacto ambiental y climático de nuestros camiones diesel y de gas, principalmente a través de líneas de transmisión que ahorran energía “, agregó.

 

Los camiones Volvo FL Electric y Volvo FE Electric están desarrollados para distribución, manejo de desperdicios y otras aplicaciones de transporte urbano. El Volvo FL Electric tiene una capacidad de 16 toneladas, mientras que el Volvo FE Electric, 27 toneladas.