La Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) impartieron la clínica “Taller Manual de Calles”, diseñado para que expertos en urbanismo, movilidad, ambiente y diseño de ciudades, brinden asesoría a funcionarios de los tres niveles de Gobierno para mejorar los proyectos que se desarrollaron con la implementación del Manual de Calles Diseño Vial para ciudades mexicanas.

Mariana Orozco Camacho, directora de Vinculación Metropolitana de la Sedatu, explicó que cada proyecto fue seleccionado por el impacto en las zonas urbanas en las que se implementa y el potencial para desarrollar los cuatro criterios de la Nueva Agenda Urbana definidos por ONU Hábitat: inclusión, resiliencia, sustentabilidad y seguridad.

“El diseño de las calles influye en generar espacios más inclusivos, resilientes, sustentables y seguros en tres aspectos: transformar la manera en que diseñamos las calles, hacer alianzas con diferentes actores para escalar el nivel de incidencia de los proyectos y propiciar la implementación de inversiones en infraestructura sostenible”, destacó.

Amado Crotte, especialista en transporte en la representación del BID en México, señaló que en los últimos 50 años, las calles se han diseñado con base en la circulación privilegiada del vehículo particular, lo que llevó a que existan miles de calles sin banquetas o banquetas que no son aptas para la movilidad.

“Tenemos en este manual un documento que indica los lineamientos que deben seguir las ciudades para el diseño de calles, con un balance de los distintos usuarios de las vialidades”, dijo.

 

Sobre 

Comunicóloga especializada en redacción y publicidad para medios impresos con Máster en Comunicación y Periodismo. Reportera en la revista Transportes y Turismo.